Descubre los diferentes tipos de programa de ejercicios que puedes hacer para tu rutina de entrenamiento

Como bien se sabe, el ejercicio es una de las actividades más sanas que puede realizar una persona para mantenerse en forma y cuidar de su salud física y mental. Gracias a él, se fortalecen los músculos, se mejora la circulación sanguínea, se aumenta la resistencia y se reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares. Además, contribuye a liberar endorfinas, las cuales ayudan a reducir el estrés y mejorar el estado de ánimo.

Para alcanzar los mejores resultados del entrenamiento, puedes encontrar una variedad de ejercicios que sin duda van a favorecer al desarrollo integral del cuerpo y potenciar tu salud en general. ¿Te interesaría conocer más? En esta nota de Golty te hablaremos acerca de algunas opciones que tienes para  incluir en tu rutina diaria, así lograrás un rendimiento óptimo y te sentirás bien contigo mismo. ¡No dejes de leer!

Beneficios de diversificar tu entrenamiento

– Mejorar la eficacia del entrenamiento: al incorporar diferentes ejercicios que trabajen diferentes grupos musculares y sistemas energéticos, evitas que el cuerpo se acostumbre a una única rutina. Esto permite que cada sesión de entrenamiento sea efectiva, pues desafías constantemente al cuerpo y estimular un mayor crecimiento muscular y mejora del rendimiento cardiovascular.

– Reducir el riesgo de lesiones: la repetición excesiva de los mismos movimientos puede sobrecargar ciertos músculos y articulaciones, lo que aumenta el riesgo de lesiones como tendinitis o lesiones articulares. Al diversificar tu entrenamiento y alternar entre distintas actividades y ejercicios, distribuir la carga de trabajo de manera más equitativa en todo el cuerpo, lo cual promueve una mayor salud articular y muscular a largo plazo.

– Mantener la motivación: la variedad en el entrenamiento evita el aburrimiento y la monotonía, que son factores comunes que pueden llevar a abandonar una rutina de ejercicio. Al introducir nuevas actividades y desafíos, mantienes el interés y la motivación, lo que te impulsa a seguir comprometido con tu programa de entrenamiento a largo plazo.

– Desarrollar habilidades diversas: cuando practicas diversas actividades físicas, no solo trabajas diferentes grupos musculares, sino que también desarrollas habilidades como la coordinación, el equilibrio, la agilidad y la flexibilidad. Esto, además de mejorar tu rendimiento en el gimnasio, también te hace más hábil y versátil en tus deportes específicos.

– Combatir el aburrimiento: si quieres salir de lo habitual, mantén la experiencia fresca y emocionante, haciendo diferentes ejercicios de entrenamiento funcionales. Realiza actividades que te permitan explorar movimientos naturales del cuerpo, como levantar objetos, empujar, jalar, agacharte y saltar. ¿Quieres conocer más detalles? ¡Presta atención!

¿Qué es el entrenamiento funcional?

Partiremos por decir que, es un enfoque de ejercicio físico que se centra en mejorar la capacidad del cuerpo para realizar actividades cotidianas de manera más eficiente y segura. A diferencia de los entrenamientos tradicionales que se centran en ejercicios aislados y específicos de grupos musculares, el entrenamiento funcional se basa en movimientos que involucran múltiples grupos musculares y articulaciones al mismo tiempo, replicando así las demandas del mundo real.

Este tipo de entrenamiento se centra en mejorar la fuerza, la estabilidad, la coordinación, la flexibilidad y el equilibrio, todo al mismo tiempo, y suelen implicar movimientos naturales del cuerpo que son fundamentales para la destreza en los deportes.

Ejercicios de entrenamiento funcional y sus beneficios

– Sentadillas con peso corporal: este ejercicio fortalece los músculos de las piernas, glúteos y core, mejorando la estabilidad y la capacidad funcional para actividades como levantar objetos del suelo o subir escaleras.

– Plancha frontal: endurece el core, los hombros, los brazos y la espalda baja, contribuyendo a la estabilidad del tronco y reduciendo el riesgo de lesiones en la columna vertebral.

– Flexiones de brazos: ayudan a trabajar los músculos del pecho, hombros, tríceps y core, aumentando la fuerza del tren superior y la estabilidad del tronco.

– Puentes de glúteos: fortalecen los músculos de los glúteos, la espalda baja y los isquiotibiales, alcanzado la estabilidad de la cadera y previniendo lesiones en la parte baja de la espalda.

– Lunges o zancadas: trabajan los músculos de las piernas y glúteos de manera unilateral, favoreciendo el equilibrio y estabilidad en ambas piernas.

– Levantamiento de peso muerto: este ejercicio fortalece los músculos de la espalda baja, glúteos e isquiotibiales, mejorando la fuerza y la estabilidad en la zona lumbar y reduciendo el riesgo de lesiones en la espalda baja.

Aunque estos ejercicios se ven prometedores, existen otros que también son eficientes como el Combat y el CrossFit. Por lo tanto, te explicaremos en qué consiste cada uno y lo que tienen por ofrecerte. 

Rutinas de entrenamiento Combat

Son programas de ejercicio inspirados en las artes marciales y las disciplinas de combate, diseñadas para mejorar la condición física general, la fuerza, la resistencia cardiovascular y la coordinación, al mismo tiempo que se enseñan técnicas de defensa personal. 

¿Qué implica el entrenamiento Combat?

Esta modalidad de entrenamiento combina movimientos de diferentes disciplinas como el boxeo, kickboxing, karate, taekwondo, muay thai, capoeira, entre otras. En una sesión típica, los participantes realizan una serie de ejercicios que incluyen golpes, patadas, bloqueos, desplazamientos y movimientos de piernas, siguiendo el ritmo y las instrucciones de un instructor. Estas sesiones suelen ser intensas y dinámicas, con un enfoque en la ejecución correcta de las técnicas, la resistencia física y el trabajo cardiovascular.

El entrenamiento Combat puede llevarse a cabo de diferentes maneras, como clases grupales en gimnasios o estudios especializados, sesiones individuales con un entrenador personal, o incluso mediante programas de entrenamiento en línea. 

¿Cuáles son las ventajas del entrenamiento Combat?

– Mejora de la condición física general: el entrenamiento Combat es una forma efectiva de mejorar la condición física, pues implica movimientos intensos que trabajan todos los grupos musculares, aumentan la resistencia cardiovascular y mejoran la fuerza y la flexibilidad.

– Quema de calorías y pérdida de peso: debido a su naturaleza de alta intensidad, este entrenamiento es excelente para quemar calorías y promover la pérdida de peso. Las sesiones de entrenamiento suelen ser intensas y pueden quemar una gran cantidad de calorías en poco tiempo.

– Aumento de la coordinación y agilidad: al practicar una variedad de movimientos de combate y técnicas de defensa personal, el entrenamiento mejora la coordinación mano-ojo, la agilidad y la capacidad de reacción.

– Desarrollo de habilidades de autodefensa: una de las ventajas más prácticas del entrenamiento Combat es que enseña técnicas de autodefensa que pueden ser útiles en situaciones de peligro o emergencia. A través de la práctica regular, los participantes aprenden a defenderse de posibles agresiones de manera efectiva.

No dejes de lado los accesorios fitness en cada actividad, pues son indispensables para optimizar el rendimiento y garantizar la seguridad durante el entrenamiento. Hay que pensar en todos los elementos necesarios para un buen desarrollo de los ejercicios.

Te puede interesar: Tipos de actividad física: Esto es lo que debes saber

Rutinas de entrenamiento CrossFit

Ahora que conoces de qué se trata el Combat, a continuación te mostraremos en qué se basa el CrossFit. Se enfoca en la mejora de la condición física general a través de una combinación de ejercicios funcionales, movimientos de levantamiento de peso y actividades de alta intensidad. Surgió a principios de la década de 2000 y se ha vuelto muy popular en todo el mundo debido a su enfoque integral y desafiante. Usualmente, incorpora movimientos con pesas, levantamiento olímpico, gimnasia, carrera, saltos, remo y ejercicios con el propio peso corporal. 

¿Qué implica el CrossFit?

Las sesiones de CrossFit suelen ser intensas y desafiantes, con entrenamientos diseñados para trabajar diferentes grupos musculares y sistemas energéticos al mismo tiempo. Esto contribuye a mejorar la resistencia cardiovascular, la fuerza, la resistencia muscular, la flexibilidad, la coordinación y la agilidad.

Una característica distintiva de este entrenamiento es su compañerismo. Muchas actividades se realizan en grupos, donde los participantes se alientan mutuamente y comparten el objetivo de superar sus propios límites. Además, el CrossFit promueve la competencia saludable, ya sea a nivel personal o a través de competiciones locales, regionales o incluso internacionales.

Ventajas del CrossFit

– Ayuda a quemar calorías

Al ser un programa de entrenamiento de alta intensidad que combina ejercicios cardiovasculares y de fuerza, es altamente efectivo para quemar calorías. Los entrenamientos intensos y variados aumentan el metabolismo y promueven la quema de grasa durante y después del ejercicio, contribuyendo así a la pérdida de peso y al mantenimiento de un porcentaje de grasa corporal saludable.

– Mejora la resistencia

El CrossFit está diseñado para mejorar la resistencia cardiovascular y muscular, pues los entrenamientos de alta intensidad y la variedad de movimientos funcionales desafían continuamente al cuerpo, lo que lleva a una mejora significativa en la capacidad de ambos sistemas para realizar actividades físicas durante períodos prolongados sin fatigarse.

– Mejora la psicomotricidad

Implica una combinación de movimientos complejos que requieren coordinación, equilibrio y precisión. Al realizar una serie de ejercicios funcionales y técnicas de levantamiento de peso, los participantes desarrollan una mayor conciencia corporal y una mejor coordinación neuromuscular, esto se traduce en una mejora de la psicomotricidad.

– Fortalece la musculatura

Uno de los principales objetivos del CrossFit es el desarrollo de la fuerza y la musculatura. Normalmente, incluyen movimientos de diferentes grupos musculares, lo que conduce a un fortalecimiento general del cuerpo. Además, el uso de pesos y resistencia adicional en los ejercicios de levantamiento contribuye al desarrollo de músculos más fuertes y definidos en todo el cuerpo.

Con lo descrito hasta aquí, no cabe duda de que al entrenar se obtienen beneficios que van más allá de la simple mejora física. Aparte de fortalecer el cuerpo y aumentar la resistencia, se fomentan valores como la disciplina y la determinación, la superación personal y el sentido de logro. Por lo tanto, si quieres alcanzar tu máximo potencial, recuerda que en Golty tenemos para ti los elementos necesarios de un gimnasio en casa para adaptarla como consideres mejor. Y no solo eso, dentro de nuestro stock contamos con prendas perfectas para que el desarrollo de las actividades sean cómodas y eficientes. 

Tenemos ropa deportiva de hombre con la finalidad de estilo y funcionalidad durante la práctica de cualquier actividad física. Diseñamos tejidos transpirables para mantener la frescura en todo momento, sin importar el ejercicio que se esté llevando a cabo. En el caso de las mujeres, buscamos que se sientan seguras y empoderadas al usar una vestimenta deportiva adecuada. Nuestra línea está pensada para la anatomía femenina, ofreciendo ajuste, soporte y libertad de movimiento. Para ello, te invitamos a conocer nuestra ropa deportiva de mujer indicada para ti. ¡No lo pienses más e ingresa a nuestro catálogo de productos!

Compartir esta noticia en:

Noticias relacionadas

Abrir chat
1
Golty
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?